LO DE MURCIA TIENE “MIGAS”

Unos días bajo el sol de Murcia mientras Navarra se inunda da una nítida perspectiva de la diversidad de nuestro país y de lo bonito que sería colaborar con la idea del equilibrio y la generosidad. Dicho lo cual…


The Rock Café, en Totana (Murcia).
Hay por España infinidad de bares salones, tabernas y garitos hechos de madera, unos tipo irlandés, otros tipo vaquero, y otros de otros tipos.
No conozco, y conozco muchos, uno en el que esté tan bien trabajada la madera; tan omnipresente y tan recia, y tan acabada. Mucho cariño y mucha mano.
En eso The Rock Café es impresionante, pero desde luego no es en eso en lo que más impresiona.
Cualquiera que nos preste oídos conoce nuestra devoción por Murcia y sus gentes, y este local, sus dueños, trabajadores, amigos, público, moteros y visitantes aunan esas virtudes que nos hacen amar tanto esa provincia.
Son particularmente majos, amables, cariñosos, generosos, divertidos, voluntariosos… no voy a enumerar todos los adjetivos que me vienen ahora a la cabeza al pensar en ell@s porque son muchos y quedaría empalagoso, pero me encantan.

Voy al concierto que me enredo y no paro:
Preludio del concierto fue la fantástica cena popular motera de los majísimos Totana Custom con base en las “MIGAS” cocinadas in situ y acompañadas de sacramentos y un plato de cuchara con morcilla cuyo nombre no alcanzo a recordar, y seguidas de una orgía de postres caseros entre los que se coló una inoportuna visita de la policía local para cortar el amable, comedido, educado y simpático encuentro gastro-social, que por la hora y características sólo podía molestar a amargados intolerantes.
Quien denunciara cuenta con mi desprecio.
Luego el concierto.
Como me ocurrió en Zamora, pero mucho más continuo, vino Murphy a visitarme y me anduvo toquiteando con su puta “ley” el sistema USB/DMX con el que el ordenador controla las luces, y estas me dieron el concierto atascándose con asiduidad inusitada.
Es este todavía un punto en el que estoy más preocupado en general de cuestiones técnicas que de cuestiones artísticas, pero sé que tengo que pasar por esto para llegar a donde quiero llegar con el “eléctrico”. Más adelante, cuando tenga todo cuadrado, podré disfrutar y disfrutaré de la música y de las cosicas que me rodean como siempre he hecho. Ahora toca ser paciente y luchador.
Al margen de eso y de que me faltaba luz en general y no veía dónde ponía los dedos en los solos de guitarra (ya he añadido y programado otros 4 focos, así que ese inconveniente solventado para futuras citas), el bolo fue como es habitual de menos a más.
Comienzo con temas un poco más tranquilos y la cosa va subiendo de temperatura conforme el público hace lo propio. Cuando hubimos llegado al punto en que habíamos digerido bien las migas los cuerpos comenzaron a soltarse y cogimos el punto del movimiento indispensable para que el rock fluya como es debido.

El final me lo marcaron desde el garito porque ya sabéis que cojo carrerilla y… y en este nuevo formato tan complicado cuando al final me suelto…
Sólo reivindicar que al terminar el concierto no me quedó ningún botellín de Estrella Levante ni de Mahou para echarme la “espuelica” que acostumbro. ¿Quién se los bebió?

Siempre agradecido, y siempre sentiré que me quedo corto al decirlo, a la gente del Rock Café, al público de Totana, a los Totana Custom, a l@s que vinieron de Águilas, Alguazas, Murcia, Alcantarilla, Jabalí Nuevo, y de los demás lugares de donde viniera la peña. GRA-CIAS!

Llegamos a Murcia algún día antes para visitar a Ana, Chicano, Iker y Alan, y el domingo tuvimos comida familiar en casa de los Gil, en Jabalí. Esta vez también fueron las riquísimas “MIGAS“, acompañadas por varias cosas entre las que destacaría las habas frescas que nunca había probado, el centro de la comida. Finde completo.

De vuelta a casa me he vuelto a subir todo el equipo a incordiar por el salón y el pasillo y he montado todo y reprogramado todas las luces añadiendo los focos que llevaba en el formato acústico, porque tocando no veo la guitarra, y viendo las fotos y los vídeos de los conciertos que llevo se me antoja un poco pobre de luz.
Ale, a llevar más cacharros y cables, y más ratico para montar y desmontar. Yeah!!!
Todo bajo una única premisa: THE SHOW MUST GO ON!!!

Un abracico y nos vemos bien pronto!!!

Pablo Líquido

Pd: La verdad es que con los focos que hemos añadido está BRUTALLL!!!!!!!!!! 😉

Un pensamiento en “LO DE MURCIA TIENE “MIGAS”

  1. nos gusta mucho y nos orgullece tus comentarios del rok cafe que es nuestra casa y los de totana custom. esperamos que vuelvas pronto y haremos otra merendola con permiso de la policia local. un saludo y hasta pronto salud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *